Chemische Anlage Antwerpen

Almacenamiento

Solamente ciertos materiales que no promueven la descomposición catalítica del peróxido de hidrógeno, son adecuados para la construcción de contenedores y equipos de almacenamiento. Para la construcción de tanques de almacenamiento se usan el aluminio puro, AIMg3, y más recientemente, debido a los menores problemas de corrosión, el polietileno (para H2O2 hasta 60% por peso) o acero inoxidable.

En lo posible, el peróxido de hidrógeno debería ser almacenado en lugares techados, a prueba de fuego, donde el producto se mantenga fresco y protegido del sol. Sin embargo, el producto tiene resistencia a temperaturas de verano así como a fuertes fríos invernales. Es importante proteger el peróxido de hidrógeno contra todo tipo de contaminación. Estando almacenadas adecuadamente en los contenedores originales o en instalaciones con tanques, las soluciones pueden quedar almacenadas durante períodos largos sin que sufran pérdidas perceptibles en el oxígeno activo (menos de 2% relativo por año).

Los tanques de aluminio y acero inoxidable pueden instalarse en sentido horizontal o vertical. Sin embargo, por razones de estática, los recipientes de polietileno deben instalarse solamente en sentido vertical. Por seguridad, se recomienda instalar recipientes de almacenamiento mayores en un dique de contención. Acero inoxidable y PVC son comprobadamente los medios más eficaces cuando se trata de tuberías. Antes del primer llenado, se deben limpiar y pasivar el tanque de almacenamiento y todas las partes de la instalación de almacenamiento de H2O2.

Tanques de almacenamiento, contenedores intermedios y recipientes para dosificación y reacción deben ser equipados con ventilación. Además, el peróxido de hidrógeno no debe permanecer en tubos entre válvulas, porque la descomposición podría llevar a exceso de presión.

Evonik adquirió vasta experiencia en la planificación y construcción de instalaciones de tanques, que con satisfacción ponemos a disposición de nuestros clientes. Nuestro equipo de ingeniería se encarga del diseño, de la construcción y del primer llenado, inclusive la limpieza previa. Como unidad más pequeña, se construyen normalmente instalaciones de tanques de 6 m , lo cual permite la entrega en contenedores de 5 t. Generalmente, este tipo de instalación es económicamente viable para necesidades anuales de por lo menos 20 a 30 t.